Málaga: tierra de posibilidades

El entorno natural que ofrece el interior de Málaga a sus habitantes y visitantes la hacen un enclave idóneo para disfrutar del contacto con la naturaleza y de un amplio abanico de posibilidades y actividades que realizar. La provincia cuenta con 5 parques naturales y otros espacios protegidos de gran interés, además de una especial orografía con las montañas penibéticas que atraviesan el territorio de este a oeste formado el denominado Arco Calizo con picos a más de 1.000 metros de altitud. Un marco único para pasear por rincones de gran belleza, practicar deportes de aventura, o simplemente contemplar las muchas especies endémicas de este territorio.

Valle de Abdalajís. Fuente.

Valle de Abdalajís. Fuente.

Aire
Las sierras penibéticas malagueñas ofrecen espacios de gran interés para la práctica de deportes de vuelo. Algunas de estas zonas cuentan ya con áreas de despegue habilitadas como las del Valle de Abdalajís, Villanueva del Trabuco, Ronda y Teba. En estas zonas se pueden practicar distintas modalidades como el parapente, ala-delta o paramotor en casi todas las épocas del año, gracias a la buena climatología del territorio.

Grazalema. Fuente.

Grazalema. Fuente.

Tierra
Bicicleta
Son muchos los senderos y espacios habilitados para bicicletas en la provincia. Un buen lugar de inicio de las rutas es Ronda, ciudad encrucijada de culturas, rodeada de parques naturales (Sierra de la Nieves, Grazalema y Alcornocales) y puerta del Valle del río Genal. En general, todas las comarcas cuentan con rutas para bicicletas, además de las carreteras locales que son poco transitadas, pistas forestales y caminos tradicionales.

Rutas a caballo
Ahora puedes vivir la naturaleza de una manera diferente, los paisajes de todo el interior malagueño son siempre mágicos, en especial, si lo descubrimos a caballo. El montar por campo o la práctica de la hípica en picaderos nos envolverá en una sorprendente aventura de senderos perdidos. En todas las comarcas hay empresas que ofrecen este tipo de actividades.

Barranquismo
En la provincia de Málaga destaca el barranquismo y el descenso de cañones por impresionantes parajes naturales. Algunos de ellos son el Cañón de las Buitreras y el Desfiladero de los Gaitanes y como barrancos el río Al marchares y la Sima del Diablo. Una experiencia única para los amantes de las emociones fuertes y de la naturaleza en estado puro.

Escalada
La escalada es una de las modalidades del montañismo más practicada en Andalucía. El Chorro es una de las mejores zonas de escalada de la Península. Este espectacular desfiladero de casi un kilómetro, con desniveles de hasta doscientos cincuenta metros ofrece una escuela ideal para el invierno por su clima suave. La escalada también puede practicarse en el Paraje Natural del Torcal, en la Comarca de Antequera; en la Comarca Nororiental y la Axarquía existen escuelas en las sierras de Camarolos y en la Sierra del Valle de Abdalajfs en el Valle del Guadalhorce.

Espeleología
Las recónditas cuevas amparadas por el sigilo de lo subterráneo han sido el refugio de otras civilizaciones y culturas, así como la morada de diferentes materiales, restos y especies, por lo que la espeleología es una actividad que llama la atención y el interés de geólogos, arqueólogos, antropólogos y otros científicos. Además también son un lugar apreciado por espeleólogos. Algunos de los lugares más visitados en Málaga son, por ejemplo, la Sima Gesm y la Travesía Hundidero-Gato, como las más significativas.

Senderismo
Gracias a la amplia riqueza de ecosistemas y pueblos con encanto de esta provincia, son múltiples las opciones a la hora de realizar excursiones. La ruta de Gran Recorrido GR-7 atraviesa toda la provincia en un itinerario interesante por seis comarcas. Además, existen senderos de pequeño recorrido (los denominados PR y SL con menos de 20 km) en buena parte de la provincia. En total hay más de 500 kilómetros de senderos homologados en la provincia.

Observación de aves.
Toda la provincia de Málaga constituye un escenario ideal para la observación de aves, debido a la cercanía al Estrecho de Gibraltar, que es una de las zonas de mayor concentración de aves migratorias. Además, la provincia cuenta con cuatro humedales protegidos como reservas naturales y otras áreas que también se convierten en lugares de especial atractivo para el avistamiento de aves.

Embalse del Conde de Guadalhorce. Fuente.

Embalse del Conde de Guadalhorce. Fuente.

Agua
Buceo.
Cerro Gordo-Maro (Axarquía. Málaga): Es un espacio natural protegido de unos doce Kilómetros de costa muy rocosa, situado entre las provincias de Granada y Málaga . Compagina playas y acantilados de acceso difícil y con algunas grutas submarinas. En esta zona pueden verse anémonas, corales estrellados, erizos negro y la estrella Hacelia attemata.

Piragüismo.
En los Embalses de Guadalhorce, Conde de Guadalhorce y Guadalteba, localizados en los términos de Campillos, Ardales y Teba, podemos pescar en todo su perímetro, desarrollar actividades como el baño, el piragüismo o windsurf. Así como pueblos de la comarca Nororiental, como Cuevas de San Marcos y Cuevas Bajas municipios que bordean parte del Río Genil. También en el embalse de la Viñuela, en la Axarquía.

Windsurf-Vela.
El poniente es el viento por excelencia en Málaga y es el responsable de los buenos y variados spot de esta zona. De octubre a mayo es el momento del año en la que es más sencillo encontrar buenas condiciones de oeste. En invierno el poniente puede notarse y en ese momento se convierte en terral que obliga a ir a navegar a los spot al este de Málaga capital. También los embalses del Guadalhorce-Guadalteba permiten esta práctica deportiva.

Pesca.
Las áreas de costa y los embalses en el interior son las principales áreas de pesca de la provincia. Esta práctica puede realizarse en lugares como el embalse de Iznájar, el embalse de la Viñuela, los embalses del Guadalhorce-Guadalteba o el río Genal entre otros.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*