Rutas de raquetas de nieve para descubrir el Valle de Benasque

No es ningún secreto que el Valle de Benasque es uno de los valles más bonitos del Pirineo y buena culpa de ello la tiene el hecho de que mucha de su extensión forma parte del Parque Natural de Posets-Maladeta. Se le conoce, además, como el Valle de los Tresmiles, ya que en él encontramos 60 cumbres que superan esta altura, es decir, una cuarta parte de todas las existentes en la cordillera pirenaica.

Por si fuera poco, en el Valle de Benasque encontramos algunos de los glaciares más extensos de los Pirineos, además de la estación de esquí nórdico mejor situada del Pirineo Central, Llanos del Hospital. Además, Benasque, la población que da nombre al valle, ha sido calificada como el Chamonix pirenaico.

Una oportunidad perfecta para conocer este valle y todas las maravillas naturales que contiene, son las excursiones en raquetas de nieve. Éstas nos permiten recorrer lugares nevados de forma fácil y agradable y descubrir lugares con mucho encanto en los que, sin las raquetas, el desplazamiento sería muy costoso.

Además, no importa cuál sea nuestro nivel físico y nuestra experiencia, ya que el valle cuenta con numerosas posibilidades para hacer rutas de raquetas de nieve de todos los niveles y exigencias. Tanto recorridos de montaña que en verano no presentan grandes dificultades pero en invierno son menos accesibles, a otros aptos para toda la familia, así como otros que, por sus altos requerimientos físicos, nos permitirán despertar todas las sensaciones de las excursiones por la nieve.

Rutas de raquetas de nieve para descubrir el Valle de Benasque. Foto: Masesqui.com

Rutas de raquetas de nieve para descubrir el Valle de Benasque. Foto: Masesqui.com

En todos los casos, no obstante, siempre es recomendable contar con guías especializados, con titulación y experiencia, que conozcan bien el terreno y nos garanticen la máxima seguridad en toda la ruta. En este sentido, una apuesta segura es optar por los profesionales de Masesqui.com, ubicados en Benasque y que, además de acompañarnos en las rutas de raquetas de nieve, cuentan también con una amplia oferta de cursos de esquí tanto de travesía, como Freestyle o de alpinismo.

Algunas propuestas de rutas de raquetas de nieve para descubrir el Valle de Benasque

Durante la época invernal, son muchos los turistas y aficionados a los deportes de invierno que se acercan a Benasque. Muchos de ellos buscan conquistar el Aneto, techo de los Pirineos; otros se acercan al valle atraídos por la gran variedad de excursiones invernales que aquí pueden realizarse y el gran número de enclaves de gran belleza que desde aquí pueden visitarse.

Os traemos una pequeña selección de las excursiones de raquetas de nieve más habituales entre quienes se acercan al valle. No son más que una pequeña muestra de todo el abanico disponible, pero las hay para todos los gustos y dificultades, y os ayudarán a realizar una primera aproximación a este deporte tan maravilloso y que os permitirá conocer nuestro territorio de una forma original y diferente.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Forau de Aigualluts

La primera de las rutas de raquetas de nieve que os recomendamos para descubrir el Valle de Benasque es la del Forau de Aigualluts. Nos permitirá ver ibones de nieve perpetua y visitar un enclave verdaderamente mágico, ya que el Forau de Aigualluts es el punto del Pirineo donde desaparece el agua que baja del glaciar del Aneto para después reaparecer en el río Garona, en el valle de Arán. Este lugar es, además, un mirador perfecto del Aneto.

Rutas de raquetas de nieve: Forau de Aigualluts. Foto: Masesqui.com

Rutas de raquetas de nieve: Forau de Aigualluts. Foto: Masesqui.com

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Ibón de Gorgutes

Esta segunda propuesta de ruta con raquetas de nieve precisa de un nivel físico medio para llevarla a cabo adecuadamente. El Ibón de Gorgutes es uno de los mejores miradores de glaciares del Aneto y la Maladeta, además de los otros 3.000 que aglutina la zona. Es también uno de los ibones más bonitos del Pirineo, en el famoso Puerto de la Glera.

La ruta se inicia muy cerca del Hospital de Benasque, sigue el sendero que sube al valle de Gorgutes, atraviesa un bosque de pino negro, una cascada y el río helado de Gorgutes. Se trata de una subida exigente y muy hermosa, con preciosas vistas de los macizos del Aneto y el Perdiguero, así como del valle del Ésera.

Rutas de raquetas de nieve: Ibón de Gorgutes. Foto: Masesqui.com

Rutas de raquetas de nieve: Ibón de Gorgutes. Foto: Masesqui.com

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Ibones de la Escaleta

Esta ruta nos lleva por el histórico Camino de los Araneses, uno de los más recorridos del Pirineo, que lleva hasta el Refugio de la Renclusa y al Aneto. Una excursión ideal para hacer raquetas con toda la familia.

Entre los puntos más emblemáticos que recorreremos, se incluyen La Besurta, el Col del Toro y el lago helado del mismo nombre. Una vez superado éste, encontraremos un acusado descenso hasta el Val d’Aran.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Tuca des Roques Trencades

Esta ruta de raquetas de nieve por el Valle de Benasque nos permitirá tener unas impresionantes vistas del Techo de los Pirineos y del resto de tresmiles que le rodean. Hay que tener en cuenta, eso sí, que algunos de los tramos presentan cierta dureza por lo que no es apta para principiantes.

Algunos de los lugares más destacados que atravesaremos o visualizaremos en el desarrollo de esta ruta son: el Barranco de Obago, el Pico Castanesa, el Collado de Estiba Freda y las vistas del Maladeta / Posets.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Cabaña de Ardones

Y vamos ahora con una ruta de raquetas de nieve de nivel físico muy bajo, con la que podremos conocer el valle de Ardones. Se trata de una excursión de medio día en los alrededores de la estación de Cerler, que nos lleva hasta un valle poco frecuentado y que cuenta con un encanto especial.

Rutas de raquetas de nieve: Cabaña de Ardones. Foto: Masesqui.com

Rutas de raquetas de nieve: Cabaña de Ardones. Foto: Masesqui.com

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Ibones de Batisielles

El valle de Batisielles es uno de los rincones más cautivadores de todo el entorno de Benasque, formado por las agujas de Ixeia y Perramó y los ibones de Batisielles. Uno de sus principales atractivos, solo visible si tenemos verdadera suerte, es la cascada helado de Perramó que se forma cuando hace mucho frío y que nos permite observar metros de hielo colgados literalmente de la pared.

No son estos, sin embargo, los únicos atractivos de esta ruta de raquetas de nieve por el Valle de Benasque. En ella podremos ver también el Valle de Estós y el embalse del mismo nombre, Aigueta de Batisielles, Las Tucas y la Aguja de Ixea, la Aguja de Perramó y el Ibonet de Batisielles, además de los Ibones de Escarpinosa, entre los que destaca el Ibón Azul, y finalizar con unas impresionantes vistas del Perdiguero.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Valle y Circo de Remuñe

Vamos ahora con una ruta de raquetas de nieve que, si bien puede parecer sencilla, requiere cierta destreza en algunos de sus tramos. Sería, por tanto, la excursión perfecta para quienes ya cuentan con cierta experiencia pero quieren seguir avanzando y exigiéndose un poco más en este deporte.

En esta ruta tendremos vistas del pico de Alba, así como de algunas de las últimas cimas del Macizo de la Maladeta en su parte oeste. En todo caso, el protagonista será sin duda el Valle de Remuñe y, en concreto, su circo, además de los Ibones de Remuñe, el Pico de Remuñe y el Valle de la Forca de Remuñe al fondo.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Llanos del Hospital

Quizá una de las más fáciles entre las diferentes rutas de raquetas de nieve que te recomendamos en el Valle de Benasque. Se trata de un paseo circular que arranca en el Hospital de Benasque, cruza la estación de esquí de fondo y tiene a los bosques de alta montaña como protagonistas.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Ruta por el Valle del Literola

Una ruta de raquetas de nivel medio, que arranca en el Barranco de Literola, entre Benasque y Llanos del Hospital, y que transcurre entre bosques de pino negro y rojo.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Puerto y Pico de las Haras

También de dificultad media, esta ruta de raquetas de nieve sube desde Vilas del Turbón y recorre un bosque de leyenda para ir ganando altura en dirección al Puerto de las Haras, considerado uno de los mejores balcones del Pirineo, desde el que tendremos preciosas vistas del Aneto, Posets, Besiberri, Perdiguero y otras cumbres; además de la Mole del Turbón. La bajada la haremos luego por el Camino del Turbón para llegar de nuevo a la población de Vilas del Turbón.

Rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque: Las tres cascadas de Cerler

Nuestra última propuesta de rutas de raquetas de nieve en el Valle de Benasque es la de las tres cascadas de Cerler, una ruta de dificultad media-fácil que nos lleva desde el pueblo de Cerler, pasando por la Ermita de San Pedro Mártir (del siglo XIII, muy bien conservada) y cruzando el río Ardones, hasta las tres cascadas de Cerler, heladas y deslumbrantes a la vista. El regreso se hace por la parte alta, lo que nos ofrecerá unas panorámicas de excepción del Posets, el lago de Erista y la estación de Cerler.

Share

Un comentario

  1. Alguna web recomendable para hacer la excursion con raquetas por cerler /benasque?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*