Qué ver en Pujalt, el pueblo de los cinco pueblos

Nuestra propuesta turística de hoy nos lleva a Pujalt, el pueblo de los cinco pueblos. Ubicado en la comarca catalana del Anoia, muy cerca de la Segarra, le damos este nombre porque el municipio de Pujalt está formado por cinco núcleos poblacionales: l’Astor, Conill, la Guàrdia Pilosa, Vilamajor y Pujalt.

Cinco pueblos cargados de historia, de tradiciones, de monumentos y de lugares por descubrir. Todos ellos, con sus típicas construcciones de piedra de origen medieval, sus calles estrechas y empinadas, y sus pasos cubiertos. Algunos de ellos, incluso, conservan vestigios de sus murallas en las propias casas y/o algún portal de entrada a través de ella.

Las murallas y los portales son muy característicos de Pujalt, el pueblo de los cinco pueblos. Foto: Anoia Turisme

Las murallas y los portales son muy característicos de Pujalt, el pueblo de los cinco pueblos. Foto: Anoia Turisme

De entre ellos, destacaremos especialmente l’Astor, con su muralla y su foso del que existen testimonios documentales desde el año 1176. Se trata de uno de los mejor conservados núcleos históricos de toda esta zona y, si les gusta la historia y la arquitectura, disfrutarán paseando por sus calles medievales, contemplando sus edificaciones que atesoran años de  historia, sus arcos y los distintos detalles arquitectónicos que se pueden apreciar en ellas.

Por si fuera poco, para que se hagan una idea de la gran importancia monumental e histórica de Pujalt, el pueblo de los cinco pueblos, baste decir que se encuentra muy cerca de la zona de frontera de Cataluña en la Edad Media Baja, la llamada Marca Hispánica, allí denominada “Tierra de Frontera”.

En lo que respecta al paisaje, la situación de Pujalt es inmejorable, en plena Depresión Central catalana, lo que le da amplias y magníficas panorámicas de los Pirineos, Montserrat, las sierras de Pinós y de Boixadors y de las llanuras de Urgell.

Qué ver en Pujalt, el pueblo de los cinco pueblos

La actividad cultural en la zona de Pujalt es muy intensa. En Pujalt y sus alrededores encontramos numerosos puntos de interés turístico que merecen una visita por nuestra parte. Por ejemplo, a nivel monumental destacamos: el crucero gótico de Conill, la capilla gótica de la Concepción (de los siglos XIV a XV), la iglesia románica de Santa Magdalena en l’Astor, la iglesia románcia de San Joan de Vilamajor, la iglesia de San Vicenç, en Conill, la iglesia de Sant Jaume Apòstol, en la Guàrdia Pilosa (de los siglos XVII a XVIII), la Capilla de la Mare de Déu del Roser, en Conill (del siglo XVII), la iglesia parroquial de Sant Andreu (de los siglos XII, XVIII y XIX), la iglesia románica de Sant Ponç y la iglesia de Sant Joan de les Torres (del siglo XV).

Iglesia de Sant Andreu, en Pujalt. Foto: Anoia Turisme

Iglesia de Sant Andreu, en Pujalt. Foto: Anoia Turisme

De entre todas ellas, destacaremos especialmente la iglesia de Sant Andreu, construida fuera del recinto amurallado de Pujalt, y cuyas primeras referencias conocidas datan del siglo XI como parroquia de Pug Alt. Si bien ha sufrido numerosas transformaciones (especialmente en los siglos XVIII y XIX), y actualmente queda poco de la original iglesia románica, pueden observarse algunos restos de su evolución arquitectónica y sigue siendo una referencia monumental imprescindible.

Continuando con las referencias de qué ver en Pujalt, además de todos estos hitos patrimoniales, destacamos también dos lugares de interés: el observatorio meteorológico y los restos del Campamento de Instrucción del Ejército Popular de 1938.

Qué ver en Pujalt: el Observatorio de Pujalt

Qué ver en Pujalt: Observatorio Meteorológico de Pujalt. Foto: Observatorio de Pujalt

Foto: Observatorio Meteorológico de Pujalt

El observatorio de Pujalt nace en el año 2003 y lleva funcionando a pleno rendimiento desde 2004. En él, se toman datos meteorológicos, observaciones astronómicas, investigaciones científicas y se realizan visitas escolares. Además, desde el año 2005, también hace seguimiento de la Estación de Vigilancia Radiológica.

Sus principales objetivos son la difusión y la investigación científica. Para ello, se llevan a cabo talleres y cursos de meteorología y astronomía, así como charlas sobre ciencia y energía. Además, se fomenta una participación activa de los visitantes a fin de hacer mucho más cercana la ciencia para todos los públicos.

Una visita ideal para realizar en familia en la que disfrutarán (y aprenderán) no solo los más pequeños, sino también los mayores.

Qué ver en Pujalt: el Campamento del Ejército Popular

Otro lugar de gran interés para el visitante en Pujalt son los restos del Campamento de Instrucción del Ejército Popular. En su emplazamiento, se ha erigido un memorial, abierto al público y con su propio Centro de Interpretación.

Qué ver en Pujalt: Polvorín del Campamento del Ejército Popular. Foto: Anoia Turisme

Polvorín del Campamento del Ejército Popular en Pujalt. Foto: Anoia Turisme

En este memorial y antiguo campamento del Ejército Popular, podremos conocer más a fondo la Guerra Civil española. En la primavera de 1938, cuando se construyó el campamento, la elección de Pujalt para el asentamiento obedeció a razones estratégicas, ya que la población se encontraba a mitad camino entre el frente y las grandes ciudades de la retaguardia catalana.

En la actualidad, las instalaciones de este antiguo campo de instrucción se han musealizado. Así, podremos realizar un recorrido por el bosque, impregnado de historias personales y numerosas emociones.

Dónde dormir en Pujalt

Por supuesto, si vamos a visitar Pujalt y todos estos lugares, lo ideal es alojarse en la propia población. Para ello, os recomendamos Cal Senyoret, una casa solariega de más de 500 años de antigüedad y que está inscrita en el inventario de patrimonio arquitectónico de la Generalitat de Catalunya.

Cal Senyoret, en Pujalt, inscrita en la lista de patrimonio arqueológico de la Generalitat

Cal Senyoret, en Pujalt, inscrita en la lista de patrimonio arqueológico de la Generalitat

En ella, podremos disfrutar de todas las comodidades en un entorno muy tranquilo e ideal para el turismo familiar. En las proximidades, además de todas las visitas que os hemos propuesto en el propio municipio de Pujalt, encontraremos otros puntos de interés como los restos del castillo de Castellfollit de Riubregós y sus graffitis de la Edad Media; o la Torre de la Manresana en Els Prats del Rei.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*