Curiosidades de la playa de la Concha en San Sebastián

Turistas y habitantes de la región por igual coinciden en cómo la playa de la Concha se ha transformado en uno de los lugares más significativos de San Sebastián. Dispone de una extensión de 1350 metros y su profundidad es reducida, lo que ayuda a que todo tipo de personas puedan disfrutar de ella con total seguridad. Además, el sustrato es arenoso, lo que resulta también recomendable a la hora de sacar provecho a sus instalaciones y pasar un día en ella.

Amanecer en la playa de La Concha en San Sebastián

Amanecer en la playa de La Concha en San Sebastián. Fuente

La playa de la Concha se trata de uno de los 12 tesoros de España, listado en el cual también se incluye la Basílica de la Sagrada Familia de Barcelona, el Teatro Romano de Mérida o la Mezquita de Córdoba. Es el único lugar de su tipo incluido en esta lista, lo que deja muy claro cómo la playa de la Concha es ya la playa más famosa del país.

En la playa de la Concha los asistentes tienen la oportunidad de disfrutar de todos los servicios habituales en este tipo de lugares dirigidos al aprovechamiento vacacional. Se incluyen plataformas marinas en las que los bañistas pueden disfrutar. También hay un balizamiento de seguridad que asegura el lugar donde se realizan los baños y es posible incluso llegar a alquilar piraguas, lo cual puede convertirse en una experiencia muy divertida para todo tipo de personas. La playa cuenta con equipo completo de socorrismo y salvamento, entrenados a la hora de dar respuesta a cualquier posible situación problemática que se produzca. Hay puntos de información donde realizar preguntas y las personas minusválidas pueden beneficiarse de un servicio de baño asistido muy completo y funcional.

Los asistentes también pueden acceder en la ciudad a restaurantes que no les dejarán indiferentes y donde podrán disfrutar de algunos de los platos más característicos de la ciudad. Por ejemplo, es muy recomendable descubrir el Restaurante- Bar Javier, que permitirá relajarse después de un día de playa y de diversión disfrutando de sus tapas y pintxos. La cocina vasca más esencial y tradicional se da cita en este restaurante para que una reunión de amigos o de familia se pueda saldar con buenos resultados y con un precio ajustado a las tendencias de mercado.

Son muchas sorpresas las que reserva la playa de la Concha a quienes esté dispuesto a descubrirlas, un lugar que siempre tiene algo nuevo que ofrecer al visitante, tanto dentro de ella como en sus alrededores.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*