Cala Bassa, la joya ibicenca

Cala Bassa se encuentra en el municipio San Antoni de Portmany, localizada en la parte más occidental de la isla de Ibiza, ha sido galardona como una de las diez mejores playas de España en los premios Travellers Choice Playas. Dichos premios son concedidos anualmente en base a las votaciones de millones de viajeros a través de Internet.

Cuando se visita esta paradisíaca cala, se comprende de inmediato el motivo de la concesión de dicha distinción. Sus aguas son extremadamente cristalinas y tranquilas, de color azul turquesa, y se encuentra enclavada en un entorno sobrecogedor que combina la suave arena dorada con la roca, enmarcando las montañas que cierran el horizonte esta sublime panorámica conformada. Además se haya rodeada de bosque en el que conviven pinos y sabinas centenarias.

 

Cala Bassa

Cala Bassa en Ibiza

 

Por si fueran pocos los encantos de Cala Bassa, además cuenta con excelentes servicios para disfrute del visitante como vestuarios, duchas, WC, alquiler de hamacas, servicio de socorrista, puesto de primeros auxilios, accesos para personas discapacitadas, aparcamiento de gran capacidad, parada de autobús, y una esmerada limpieza. La infraestructura turística de la playa también colma las necesidades de los playistas, ya que cuenta con animados bares, chiringuitos y restaurantes que ofrecen diversas opciones gastronómicas para satisfacer a los distintos clientes. Además pueden encontrarse zonas donde disfrutar música house lounge chill-out mezclada en directo por disc-jockey, al más puro estilo y tradición Ibiza.

No faltan tampoco multitud de tiendas y boutiques de moda para adquirir recuerdos, ropa playera, bisutería y cientos de accesorios, lugares donde distraerse y realizar algunas compras. Existen también la posibilidad de recibir masajes y de alquilar velomares, jetsky o darse un paseo en el banana boat para pasarlo a lo grande.

Cala Bassa constituye una visita obligada cuando se visita Ibiza, una playa que emocionará al viajero por su belleza y alegre ambiente. La playa es del gusto de todo tipo de visitantes, independientemente de su edad, ya que ofrece encantos y diversión para todos. Muy adecuada para el disfrute de niños y personas mayores por la ausencia de oleaje y la tranquilidad de sus aguas, permitiendo que se desenvuelvan con mayor soltura y menor riesgo. También los jóvenes encuentran un buen lugar de reposo para las animadas noches ibicencas y locales con música, diversión y ambiente agradable. Cala Bassa es un sorprendente enclave donde los problemas se olvidan y las personas son seducidas por su maravilloso paisaje, aguas turquesas y la placentera caricia del sol mediterráneo.

 

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*