5 municipios con encanto que debes visitar en Cáceres

Pasear por Cáceres es hacer un viaje al pasado. A lo largo de los siglos, el legado que han dejado las diferentes culturas que han habitado en ella ha conformado un rico patrimonio que no puedes perderte. Además de la capital, visita obligada, durante tu escapada a Cáceres puedes acercarte a preciosos pueblos con encanto en los que perderte y vivir experiencias únicas recorriendo sus estrechas calles, conocer los bellos entornos en los que se enmarcan, y disfrutar de todo lo que tienen para ofrecerte.

Plasencia. Una de las ciudades más visitadas de la provincia. Un trazado urbanístico medieval que se planifica en torno a la Plaza Mayor y se extiende hasta la muralla, con admirables edificios y monumentos como la Catedral Vieja, y zonas como el Barrio Judío, con calles sinuosas que son un placer descubrir. Destacan también los bellos entornos naturales que encontrarás en las inmediaciones, como el sorprendente valle del Jerte, cuyos cerezos en flor en primavera es de los paisajes más hermosos de España. Para disfrutar al máximo de la zona, nada como alojarte en una casa rural en la comarca de Sierra de Gredos y disfrutar en primera persona de la belleza de este paraje y de otras comarcas cercanas, como Tierras de Granadilla, Monfragüe, y Valle del Alagón.

Trujillo. Una auténtica población con encanto y un destino turístico fundamental. Su casco antiguo, conservado casi como en antaño, alberga valiosos ejemplos arquitectónicos, fruto de las distintas culturas que se han establecido aquí a lo largo de los siglos. En sus calles aún se respira el ambiente de los tiempos del descubrimiento del Nuevo Mundo, ya que fue el punto de partida para las expediciones dirigidas por Francisco Pizarro y Francisco Becerra, entre otros, y cuyas riquezas embellecieron notablemente la ciudad. Destacan la Iglesia de Santa María la Mayor, la Iglesia de San Martín, el Convento de San Francisco el Real, así como su castillo, la muralla, y la Plaza Mayor porticada, centro neurálgico presidido por la monumental estatua ecuestre de Francisco Pizarro, el Palacio del Marqués de la conquista, y la “Casa de la Cadena”.

coria

Entorno a visitar

Guadalupe. Lo más importante en este municipio es el Real Monasterio de Guadalupe, uno de los más importantes y majestuosos centros religiosos de la Península durante el siglo XV, actualmente declarado Patrimonio de la Humanidad. No dejes de pasear por su irregular casco urbano, por el antiguo barrio de la judería, la plazuela de los Tres Chorros, la calle Sevilla, y dejarse sorprender por la belleza de su patrimonio arquitectónico.

Coria. Su encanto reside en poseer uno de los trazados urbanos más destacados de la provincia, resultado del legado de culturas anteriores, y su rico patrimonio arquitectónico: catedral, castillo, murallas, palacio, iglesias, puentes, y numerosos rincones que te gustará descubrir.

Alcántara. La belleza y relevancia de este municipio se manifiesta en su tramado urbanístico, sus ejemplos de arquitectura señorial y religiosa, en sus calles empinadas y laberínticas y sus plazuelas, llenas del encanto de la época musulmana que aún se puede percibir. Su antigua muralla, del siglo XVII, el Conventual de San Benito, o el Puente romano del siglo II dedicado a Trajano, único en el mundo en su tipología, son sólo algunos de los atractivos turísticos de esta bonita localidad. Aprovecha tu visita alojándote en alguna casa rural de la Comarca de Tajo y acércate a otros municipios como Malpartida de Cáceres, en el entorno de Los Barruecos, en el que se encuentra el maravilloso Museo Vostell, máximo exponente del arte contemporáneo en España.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*